Category Archives: Rutherford

La perdida tumba del juez bebedor de los Testigos de Jehová: Joseph F. Rutherford

Mucho se ha especulado sobre el lugar donde supuestamente se enterraron los huesos del juez amante del buen wisky Joseph F. Rutherford; quien por fin dejó descansar a sus contemporáneos el 8 de Enero de 1942.

Aunque algunos creen que fue en Beth-Sarim, San Diego, CA, esto no es cierto. Beth-Sarim no estaba y nunca estuvo catalogado como un cementerio y las autoridades no aceptaron que el deseo del juez de ser enterrado ahi mirando al este, se llevara a cabo.

Quienes le sobrevivieron, trasladaron los restos a Staten Island, New York, donde estaba la WBBR, radio que para ese entonces aún transmitía los grabados berrinches proféticos del juez en una frecuencia de AM.

Buscando en las publicaciones, solo pude encontrar encontrar referencias como estas:

g1952Traducción: “En Staten Island, en la ciudad de New York, la sociedad watchtower mantiene un lugar para el entierro de los miembros de la casa central conocidos como la familia Betel. ¡Qué apropiado es que los restos de estos hombres que trabajaron juntos durante su vida, Rutherford, Van Amburgh, Martin y Woodworth, debieran estar enterrados juntos!. Despertad Febrero 22, 1952, página 26.”

*** w52 2/15 p. 128 Announcements ***
“Brother Woodworth […] died […] on December 18, 1951, at 4 a.m. Interment of his remains took place at the burial plot of the Bethel family adjoining Radio Station WBBR on Staten Island, New York”
Traducción: El hermano Woodworth […] falleció en Diciembre 18, 1951 a las 4AM. El entierro de sus restos fue en un terreno de la familia betel junto a la estacion de radio WBBR en Staten Island, New York.”

Hasta Wikipedia indica que fue enterrado en un lote desconocido…

wbbr_wiki

… pero esto no es cierto según lo citado anteriormente.

La dirección donde estuvo la WBBR es 1111 Woodrow Road, on Staten Island, NY. w50 6/15 p. 188 y hoy en día es una residencia privada:

2013-05-27 14.43.44

https://maps.google.com/maps?q=1111+Woodrow+Road,+Staten+Island,+NY&hl=en&ll=40.542556,-74.201649&spn=0.002442,0.005617&sll=40.07304,-74.724323&sspn=5.035261,11.502686&oq=1111+Woodrow+Road&t=h&hnear=1111+Woodrow+Rd,+Staten+Island,+Richmond,+New+York+10312&z=18&layer=c&cbll=40.542556,-74.201649&panoid=84J18CI_IbRXKFi_LJ2TLg&cbp=12,340.56,,0,2.58

Al lado de la casa donde estaba la WBBR hay un pequeño cementerio y en medio del cementerio, hay una iglesia metodista, la cual ha estado ahí desde el 1787 y que fue reconstruída en 1842…

wbbr_aerial

Marcado con azul es el area donde estaba la WBBR y marcado con rojo es el posible pequeño lote que la watchtower ha usado para enterrar a su falso profeta Rutherford y a sus amigotes.

Aqui algunas fotos del cementerio…

2013-05-27 15.16.302013-05-27 15.07.302013-05-27 15.15.392013-05-27 15.11.162013-05-27 14.49.53

Muchas de las areas de entierro tienen sus lápidas totalmente desgastadas por el tiempo y son completamente ilegibles. Otras ni siquiera tienen lápida.

2013-05-27 14.55.51

Hoy, por ser un festivo aqui en USA, no me fue posible entrar en contacto con nadie que estuviera a cargo de la Iglesia o del cementerio para pedirle mas información al respecto o algún registro de quienes están enterrados aquí y dónde exactamente. Tendré que volver un dia domingo al servicio religioso para hablar con el pastorcito. No creo que Betel me ayude en este caso.

Advertisements

El manual oculto de Charles Russell y Joseph Rutherford

atalaya_despertad Cómo crear una religión lucrativa

* Los más difícil es comenzar, ya que debes crear de la nada una historia incoherente que esté narrada de tal forma que hasta lo más absurdo parezca lógico. Basta con relacionar tu religión con eventos conocidos, y explicar con suma sencillez hechos que aún la ciencia no puede explicar. Y cuantos más detalles, más creíble parecerá.
* Hay que entender que no toda la población es apta, por muy buenas que sean tus dotes de manipulación, funcionan mucho mejor en poblaciones donde reine la desesperación, la guerra, el desconcierto y la pobreza. Hay que ofrecer esperanza y decir lo que quieren oír. Además, si entregas comida a un hambriento, cree en la religión que tu le digas.
* Sin un buen objetivo, no viviríamos, por ello hay que crear la religión basándose en estrictas normas de conducta, para que las personas se preocupen más de esas normas que de sus propios problemas, y así se sientan realizados, pensarán que al menos están haciendo algo bien y te lo agradecerán.
* A medida que vayas reuniendo un buen número de fieles en tu religión, debes versarles en la intolerancia, que aprendan a odiar a la competencia, a mirar a las personas que no comparten su credo como seres despreciables y malvados, eso evitará que se relacionen con gente con sentido común y acaben abandonando tu religión.
* Crea polémica, no importa que realices criticas sin sentido que no te crees ni tú mismo, si tu religión tiene unos cimientos firmes todos te creerán, además de que la polémica crea publicidad, y por probabilidad siempre hay algún crédulo que se deja engañar. Conseguirás más fieles.
* Toda buena religión debe basar sus creencias en miedo disfrazado de libertad, es una combinación muy poderosa. Que parezca que tus fieles premanecen por su propia voluntad, pero si alguien abandona la fe, las consecuencias serían fatales.
* Tu religión debe funcionar mediante los principios básicos de toda estructura social, inventa algunos cargos, escoge a tus fieles con mejores aptitudes y asígnales algún poder o función concreta. De esta forma cualquier error cometido no recaerá directamente sobre ti, además podrás extender tu credo y los tendrás más sometidos.
* Si consigues que tu religión sea transmitida a través de las generaciones, de padres a hijos, es que vas a llegar lejos, podrás ampliar tus dominios y extenderla por el mundo. Pero no te dejes dormir pensando que se extenderá como una plaga. A diferencia de cualquier otra enfermedad hereditaria, la religión puede curarse con una educación basada en la verdad y la razón, no dejes que eso pase.
* Cuando obtengas suficiente poder te sorprenderías de lo que puedes llegar a hacer, cualquier acto de crueldad podrá ser justificado sin problema, por la fe. No importa si violas los derechos humanos, una buena religión debe aplicar sus propios derechos humanos.
* Nada es fácil, pero un trabajo bien hecho y mucha constancia, termina dando sus frutos, si consigues extender la religión por un número bastante grande de personas, adquirirás un enorme poder, el gobierno te eximirá de impuestos y acumularás muchos tesoros en la Tierra. Ya nadie podrá detenerte.

La sociedad watchtower, el cuerpo gobernante y los Testigos de Jehová

Ya que el cuerpo gobernante da consejos cuando no se los piden, voy a hacer lo mismo en esta breve historia fotográfica.

Este letrero de aviso…

saupload_stock_market_manipulation_thumb1

…debiera estar colgado en este edificio…

IMG_0987 

…de esa forma serían honestos con la opinión pública y más oficinas dentro de sus instalaciones quedarían como esta…

IMG_5890a

…lamentablemente pero no por mucho tiempo mas, muchas personas siguen siendo mantenidas en ignorancia…

africa_gran_maestro 
east timor 
chica-revista

…para que los vividores de turno puedan seguir manteniendo su negocio y estilo de vida lujoso y libre de disturbios…

89h 
caddy
Fotografía - Watchtower Vacational Center

…pero estamos en la era de la información y por más que nos quieran suprimir y esconder sus mentiras, no podrán…

wt-bus Take_action1 churchsign3 IMG_0879

…seguiremos mostrando las falacias del imaginario “paraíso espiritual”, de la “luz parapadeante” del cuerpo gobernante y como esta se contradice a si misma a medida que pasa el tiempo…

w84_1914_generation 
IMG_5915

…asi se cumple el dicho…

*** w89 15/5 pág. 6 ***
Jehová ha decretado que la religión falsa tiene que ser humillada.

Joseph F. Rutherford y su "armados buscadores de la paz"

Las fotos que muestro a continuación, las he tenido ya hace bastante tiempo y siempre he querido compartirlas con mis lectores. Pero simplemente mostrarlas así como así, no tiene sentido para mí.

Estas corresponden a una asamblea en Detroit, Michigan, USA, en el 1939, a pesar que las fotos fueron publicadas en 1940. Hasta tal momento, Rutherford ya tenía amplia fama de agitador de masas y de incitador al odio por sus agudos comentarios públicos contra los gobiernos y las demás religiones; principalmente la católica. A decir verdad, nada muy distinto con lo que muestran las publicaciones de la watch tower de hoy en día.

(Cita: El “juez” Rutherford, al centro, con sus guardaespaldas. Un grandioso mensajero que heredó el imperio espiritual (y material) del “pastor” Charles Taze Russell)(Nathan H. Knorr es quien camina a su derecha)

(Cita: “Bastones gentilmente manejados” bloquean las oficinas de los demasiados curiosos en la asamblea de Detroit. Pero en caso de ser necesario, los bastones podrían ser “no tan gentiles”.)

Vamos un poco al “profundo alimento espiritual -como las cosas de Dios- para las personas maduras que ya no se alimentan de leche” y así visualizaremos mejor el sentido de estas fotos y qué realmente pasó durante las oscuras décadas de los testigos de Jehová con Rutherford a la cabeza.

La única publicación que da acuse del suceso mostrado en las fotos, es el anuario del 1975:

*** yb75 Págs. 181-182 Estados Unidos de América (Parte 2) ***
Mientras se anunciaba el discurso de J. F. Rutherford “Gobierno y paz,” los siervos de Jehová se enteraron de que grupos de la Acción Católica tenían planes de evitar que se celebrara la reunión pública el 25 de junio. Por eso, el pueblo de Dios estuvo listo para las dificultades. Blosco Muscariello nos dice: “Como Nehemías al construir la muralla de Jerusalén y suplir a sus hombres con instrumentos de construcción e instrumentos de pelea (Neh. 4:15-22), nosotros estábamos armados así. . . . Algunos de nosotros los jóvenes recibimos instrucciones especiales como acomodadores. A cada uno se nos suplió un bastón fuerte para usarlo si surgía alguna interferencia durante el discurso principal.” Pero R. D. Cantwell añade: “Se nos dio la instrucción de no usarlo a menos que fuera asunto de que se nos acorralara en una defensa final.” C. H. Lyon nos dice: “Los acomodadores hicieron bien su trabajo. Dos de los más inquietos coughlinistas fueron golpeados en la cabeza con un bastón, y todos ellos fueron echados sin ceremonia rampa abajo y fuera del auditorio. Tres Testigos que servían de acomodadores fueron arrestados y acusados de “ataque alevoso.” […] El tribunal no solo declaró libres de culpa a los tres acomodadores. También decidió que los Testigos acomodadores habían obrado dentro de su derecho.

*** yb75 pág. 182 Estados Unidos de América (Parte 2) ***
Uno de los coughlinistas recibió alguna publicidad en un diario sensacionalista la mañana siguiente, pues imprimieron una fotografía de él con la cabeza vendada, como si tuviera un turbante.

(Martirizado por los mártires. La cabeza de Dennis Ryan fue golpeada fuertemente por los bastones de los testigos en una revuelta durante su asamblea anti-católica)

Debo reconocer que me impactó un poco la forma tan abierta -y tan a-típica de la organización- para hablar y reconocer este suceso. Los acomodadores fueron claramente instruídos y provistos de armas -fuertes bastones- para poder manejar por la fuerza cualquier situación en contra del ‘discurso principal’. Pero, ¿quién pronunciaría tal discurso? Nada menos que el mismo Joseph F. Rutherford.

La violencia no se hizo esperar y desde luego, los acomodadores fuertemente armados y muy obedientes a las teocráticas directrices, “golpearon en la cabeza” a más de algún manifestante. Arrestaron a 3 acomodadores por usar la violencia y luego salieron libres porque estaban actuando según su derecho; y todos felices. ¡Que gran victoria para el nombre de Jehová!

¿Qué hubiera pasado si Jesús hubiera sido quien estuviera pronunciando tal discurso? O mas bien, veamos que ocurrió, según la misma Biblia:

(Lucas 4:28-30) Entonces todos los que oyeron estas cosas en la sinagoga se llenaron de cólera; y se levantaron y lo sacaron apresuradamente de la ciudad, y lo llevaron hasta la cumbre de la montaña sobre la cual había sido edificada la ciudad de ellos, para despeñarlo. Mas él pasó por en medio de ellos y siguió su camino.

Jesús, en su gran discurso sobre la poca aceptación que un profeta tiene en su propia tierra, ganó la ira de sus oponentes religiosos -los fariseos- quienes lo agarraron y llevaron arriba de una loma para despeñarlo. ¿Usó Jesús alguna arma para defenderse? ¿Recurrió a la violencia de alguna forma? “Podemos responder con plena seguridad y completamente basados en la Biblia que”… NO LO HIZO.

Veamos otro ejemplo más gráfico aún:

(Mateo 26:49-53) “. . .Y yendo directamente a Jesús, dijo: “¡Buenos días, Rabí!”, y lo besó muy tiernamente. Pero Jesús le dijo: “Amigo, ¿con qué propósito estás presente?”. Entonces se adelantaron y echaron mano a Jesús y lo detuvieron. Pero, ¡mire!, uno de los que estaban con Jesús, extendiendo la mano, sacó su espada, e hiriendo al esclavo del sumo sacerdote, le quitó la oreja. Entonces Jesús le dijo: “Vuelve tu espada a su lugar, porque todos los que toman la espada perecerán por la espada. ¿O crees que no puedo apelar a mi Padre para que me suministre en este momento más de doce legiones de ángeles?”

¿No podía Jesús defenderse? ¿No podían sus seguidores tomar sus espadas para defenderlo lealmente? Claro que podían hacerlo, pero… ¿debían hacerlo? “Podemos responder con plena seguridad y completamente basados en la Biblia que”… NO DEBIAN HACERLO.

Aún así, puedo pensar que Jesús hubiera aplicado con todo derecho la cita de Nehemías cap. 4, que la sociedad sí usó para justificar la repartición y violento uso de fuertes bastones; pero Jesús no lo hizo; ¡No!, JAMAS lo hizo.

Veamos como la misma sociedad explica la actitud de Jesús:

*** w90 1/7 págs. 24-25 párr. 5 Se resuelve para siempre la cuestión universal ***
Jesucristo, cuando estuvo en la Tierra, nunca recurrió a armas mortíferas para defenderse. La noche en que fue traicionado en el jardín de Getsemaní, su discípulo devoto Simón Pedro sacó una espada y le cortó una oreja al siervo del sumo sacerdote judío. Pero Jesús le devolvió milagrosamente la oreja a su sitio y dijo: “Todos los que toman la espada perecerán por la espada. ¿O crees que no puedo apelar a mi Padre para que me suministre en este momento más de doce legiones de ángeles? […] Al considerar todo esto, los verdaderos imitadores del abnegado Hijo de Dios mantienen su neutralidad, tanto directa como indirectamente, en lo relacionado con el guerrear mundano. (Juan 17:16; 18:36.)

“Los verdaderos imitadores de Cristo nunca recurrirían a armas para defenderse”. Me pregunto… ¿Fueron los organizadores de tal asamblea, fue Rutherford mismo un verdadero imitador de Cristo en cuanto a esto?

“¡Es que eran tiempos difíciles y era necesaria una medida de protección!” dirá algún testigo leal a la organización. Pero, si alguien imita a Cristo… ¿No esta dispuesto a ser capturado y muerto como a él le ocurrió? Y pensar que cuando ví estas fotos por primera vez, creí que era moda usar bastón para ese tiempo o quizás un grupo de hermanos minusválidos estaban siendo fotografiados; ¡Que blanca inocencia la mía!

Sigamos viendo qué más nos enseña la misma organización sobre el portar armas para protección:

*** w83 1/11 pág. 24 párr. 10 “Busque la paz y vaya en pos de ella” ***
Pero ¿no habría ocasiones en que los testigos de Jehová tal vez llevarían ventaja al portar armas para la defensa propia, como al viajar por territorio peligroso donde hubiera insurrecciones? La respuesta es un enfático NO. (Compare con Esdras 8:21-23, 31; 2 Corintios 11:23-27.)

*** w83 1/11 pág. 24 párr. 11 “Busque la paz y vaya en pos de ella” ***
Las Escrituras, corroboradas por la experiencia de los testigos de Jehová del día moderno, muestran claramente que no es aconsejable que los cristianos lleven, o tengan en su hogar o en otro sitio, un arma de fuego u otra arma mortífera para usarla contra agresores o intrusos (Isaías 2:4; 1 Pedro 3:11). El que se prepara para la violencia, invita la violencia. Más bien, el cristiano debe confiar principalmente en su Dios, Jehová. (Salmo 18:48; 140:1, 4; Proverbios 3:5-7.)

*** w91 1/5 pág. 6 Cómo hacer frente al crimen en un mundo caótico ***
¿Qué hay de portar un arma para defensa propia? Ciertamente no sería prudente que un cristiano portara armas.

¿Quién es el apóstata? ¿Quién es el que tergiversa la Palabra de Dios para promover la violencia y luego la vuelve a tergiversar para aparentar “santidad”, demostrándose un vil hipócrita? ¿Quiénes son los que a pesar de todas estas pruebas de fraude religioso, siguen poniendo su confianza en los hombres del cuerpo gobernante como líderes, despreciando al “Príncipe de Paz”? ¿Quienes son los que aborrecen la Palabra de Dios reemplazándola con 130 años de publicaciones llenas de mentiras, contradicciones, falacias y doctrinas antibíblicas y ridículas?

Joseph F. Rutherford y su "armados buscadores de la paz"

Las fotos que muestro a continuación, las he tenido ya hace bastante tiempo y siempre he querido compartirlas con mis lectores. Pero simplemente mostrarlas así como así, no tiene sentido para mí.

Estas corresponden a una asamblea en Detroit, Michigan, USA, en el 1939, a pesar que las fotos fueron publicadas en 1940. Hasta tal momento, Rutherford ya tenía amplia fama de agitador de masas y de incitador al odio por sus agudos comentarios públicos contra los gobiernos y las demás religiones; principalmente la católica. A decir verdad, nada muy distinto con lo que muestran las publicaciones de la watch tower de hoy en día.

(Cita: El “juez” Rutherford, al centro, con sus guardaespaldas. Un grandioso mensajero que heredó el imperio espiritual (y material) del “pastor” Charles Taze Russell)(Nathan H. Knorr es quien camina a su derecha)

(Cita: “Bastones gentilmente manejados” bloquean las oficinas de los demasiados curiosos en la asamblea de Detroit. Pero en caso de ser necesario, los bastones podrían ser “no tan gentiles”.)

Vamos un poco al “profundo alimento espiritual -como las cosas de Dios- para las personas maduras que ya no se alimentan de leche” y así visualizaremos mejor el sentido de estas fotos y qué realmente pasó durante las oscuras décadas de los testigos de Jehová con Rutherford a la cabeza.

La única publicación que da acuse del suceso mostrado en las fotos, es el anuario del 1975:

*** yb75 Págs. 181-182 Estados Unidos de América (Parte 2) ***
Mientras se anunciaba el discurso de J. F. Rutherford “Gobierno y paz,” los siervos de Jehová se enteraron de que grupos de la Acción Católica tenían planes de evitar que se celebrara la reunión pública el 25 de junio. Por eso, el pueblo de Dios estuvo listo para las dificultades. Blosco Muscariello nos dice: “Como Nehemías al construir la muralla de Jerusalén y suplir a sus hombres con instrumentos de construcción e instrumentos de pelea (Neh. 4:15-22), nosotros estábamos armados así. . . . Algunos de nosotros los jóvenes recibimos instrucciones especiales como acomodadores. A cada uno se nos suplió un bastón fuerte para usarlo si surgía alguna interferencia durante el discurso principal.” Pero R. D. Cantwell añade: “Se nos dio la instrucción de no usarlo a menos que fuera asunto de que se nos acorralara en una defensa final.” C. H. Lyon nos dice: “Los acomodadores hicieron bien su trabajo. Dos de los más inquietos coughlinistas fueron golpeados en la cabeza con un bastón, y todos ellos fueron echados sin ceremonia rampa abajo y fuera del auditorio. Tres Testigos que servían de acomodadores fueron arrestados y acusados de “ataque alevoso.” […] El tribunal no solo declaró libres de culpa a los tres acomodadores. También decidió que los Testigos acomodadores habían obrado dentro de su derecho.

*** yb75 pág. 182 Estados Unidos de América (Parte 2) ***
Uno de los coughlinistas recibió alguna publicidad en un diario sensacionalista la mañana siguiente, pues imprimieron una fotografía de él con la cabeza vendada, como si tuviera un turbante.

(Martirizado por los mártires. La cabeza de Dennis Ryan fue golpeada fuertemente por los bastones de los testigos en una revuelta durante su asamblea anti-católica)

Debo reconocer que me impactó un poco la forma tan abierta -y tan a-típica de la organización- para hablar y reconocer este suceso. Los acomodadores fueron claramente instruídos y provistos de armas -fuertes bastones- para poder manejar por la fuerza cualquier situación en contra del ‘discurso principal’. Pero, ¿quién pronunciaría tal discurso? Nada menos que el mismo Joseph F. Rutherford.

La violencia no se hizo esperar y desde luego, los acomodadores fuertemente armados y muy obedientes a las teocráticas directrices, “golpearon en la cabeza” a más de algún manifestante. Arrestaron a 3 acomodadores por usar la violencia y luego salieron libres porque estaban actuando según su derecho; y todos felices. ¡Que gran victoria para el nombre de Jehová!

¿Qué hubiera pasado si Jesús hubiera sido quien estuviera pronunciando tal discurso? O mas bien, veamos que ocurrió, según la misma Biblia:

(Lucas 4:28-30) Entonces todos los que oyeron estas cosas en la sinagoga se llenaron de cólera; y se levantaron y lo sacaron apresuradamente de la ciudad, y lo llevaron hasta la cumbre de la montaña sobre la cual había sido edificada la ciudad de ellos, para despeñarlo. Mas él pasó por en medio de ellos y siguió su camino.

Jesús, en su gran discurso sobre la poca aceptación que un profeta tiene en su propia tierra, ganó la ira de sus oponentes religiosos -los fariseos- quienes lo agarraron y llevaron arriba de una loma para despeñarlo. ¿Usó Jesús alguna arma para defenderse? ¿Recurrió a la violencia de alguna forma? “Podemos responder con plena seguridad y completamente basados en la Biblia que”… NO LO HIZO.

Veamos otro ejemplo más gráfico aún:

(Mateo 26:49-53) “. . .Y yendo directamente a Jesús, dijo: “¡Buenos días, Rabí!”, y lo besó muy tiernamente. Pero Jesús le dijo: “Amigo, ¿con qué propósito estás presente?”. Entonces se adelantaron y echaron mano a Jesús y lo detuvieron. Pero, ¡mire!, uno de los que estaban con Jesús, extendiendo la mano, sacó su espada, e hiriendo al esclavo del sumo sacerdote, le quitó la oreja. Entonces Jesús le dijo: “Vuelve tu espada a su lugar, porque todos los que toman la espada perecerán por la espada. ¿O crees que no puedo apelar a mi Padre para que me suministre en este momento más de doce legiones de ángeles?”

¿No podía Jesús defenderse? ¿No podían sus seguidores tomar sus espadas para defenderlo lealmente? Claro que podían hacerlo, pero… ¿debían hacerlo? “Podemos responder con plena seguridad y completamente basados en la Biblia que”… NO DEBIAN HACERLO.

Aún así, puedo pensar que Jesús hubiera aplicado con todo derecho la cita de Nehemías cap. 4, que la sociedad sí usó para justificar la repartición y violento uso de fuertes bastones; pero Jesús no lo hizo; ¡No!, JAMAS lo hizo.

Veamos como la misma sociedad explica la actitud de Jesús:

*** w90 1/7 págs. 24-25 párr. 5 Se resuelve para siempre la cuestión universal ***
Jesucristo, cuando estuvo en la Tierra, nunca recurrió a armas mortíferas para defenderse. La noche en que fue traicionado en el jardín de Getsemaní, su discípulo devoto Simón Pedro sacó una espada y le cortó una oreja al siervo del sumo sacerdote judío. Pero Jesús le devolvió milagrosamente la oreja a su sitio y dijo: “Todos los que toman la espada perecerán por la espada. ¿O crees que no puedo apelar a mi Padre para que me suministre en este momento más de doce legiones de ángeles? […] Al considerar todo esto, los verdaderos imitadores del abnegado Hijo de Dios mantienen su neutralidad, tanto directa como indirectamente, en lo relacionado con el guerrear mundano. (Juan 17:16; 18:36.)

“Los verdaderos imitadores de Cristo nunca recurrirían a armas para defenderse”. Me pregunto… ¿Fueron los organizadores de tal asamblea, fue Rutherford mismo un verdadero imitador de Cristo en cuanto a esto?

“¡Es que eran tiempos difíciles y era necesaria una medida de protección!” dirá algún testigo leal a la organización. Pero, si alguien imita a Cristo… ¿No esta dispuesto a ser capturado y muerto como a él le ocurrió? Y pensar que cuando ví estas fotos por primera vez, creí que era moda usar bastón para ese tiempo o quizás un grupo de hermanos minusválidos estaban siendo fotografiados; ¡Que blanca inocencia la mía!

Sigamos viendo qué más nos enseña la misma organización sobre el portar armas para protección:

*** w83 1/11 pág. 24 párr. 10 “Busque la paz y vaya en pos de ella” ***
Pero ¿no habría ocasiones en que los testigos de Jehová tal vez llevarían ventaja al portar armas para la defensa propia, como al viajar por territorio peligroso donde hubiera insurrecciones? La respuesta es un enfático NO. (Compare con Esdras 8:21-23, 31; 2 Corintios 11:23-27.)

*** w83 1/11 pág. 24 párr. 11 “Busque la paz y vaya en pos de ella” ***
Las Escrituras, corroboradas por la experiencia de los testigos de Jehová del día moderno, muestran claramente que no es aconsejable que los cristianos lleven, o tengan en su hogar o en otro sitio, un arma de fuego u otra arma mortífera para usarla contra agresores o intrusos (Isaías 2:4; 1 Pedro 3:11). El que se prepara para la violencia, invita la violencia. Más bien, el cristiano debe confiar principalmente en su Dios, Jehová. (Salmo 18:48; 140:1, 4; Proverbios 3:5-7.)

*** w91 1/5 pág. 6 Cómo hacer frente al crimen en un mundo caótico ***
¿Qué hay de portar un arma para defensa propia? Ciertamente no sería prudente que un cristiano portara armas.

¿Quién es el apóstata? ¿Quién es el que tergiversa la Palabra de Dios para promover la violencia y luego la vuelve a tergiversar para aparentar “santidad”, demostrándose un vil hipócrita? ¿Quiénes son los que a pesar de todas estas pruebas de fraude religioso, siguen poniendo su confianza en los hombres del cuerpo gobernante como líderes, despreciando al “Príncipe de Paz”? ¿Quienes son los que aborrecen la Palabra de Dios reemplazándola con 130 años de publicaciones llenas de mentiras, contradicciones, falacias y doctrinas antibíblicas y ridículas?

Joseph F. Rutherford y su "armados buscadores de la paz"

Las fotos que muestro a continuación, las he tenido ya hace bastante tiempo y siempre he querido compartirlas con mis lectores. Pero simplemente mostrarlas así como así, no tiene sentido para mí.

Estas corresponden a una asamblea en Detroit, Michigan, USA, en el 1939, a pesar que las fotos fueron publicadas en 1940. Hasta tal momento, Rutherford ya tenía amplia fama de agitador de masas y de incitador al odio por sus agudos comentarios públicos contra los gobiernos y las demás religiones; principalmente la católica. A decir verdad, nada muy distinto con lo que muestran las publicaciones de la watch tower de hoy en día.

(Cita: El “juez” Rutherford, al centro, con sus guardaespaldas. Un grandioso mensajero que heredó el imperio espiritual (y material) del “pastor” Charles Taze Russell)(Nathan H. Knorr es quien camina a su derecha)

(Cita: “Bastones gentilmente manejados” bloquean las oficinas de los demasiados curiosos en la asamblea de Detroit. Pero en caso de ser necesario, los bastones podrían ser “no tan gentiles”.)

Vamos un poco al “profundo alimento espiritual -como las cosas de Dios- para las personas maduras que ya no se alimentan de leche” y así visualizaremos mejor el sentido de estas fotos y qué realmente pasó durante las oscuras décadas de los testigos de Jehová con Rutherford a la cabeza.

La única publicación que da acuse del suceso mostrado en las fotos, es el anuario del 1975:

*** yb75

Págs. 181-182 Estados Unidos de América (Parte 2) ***
Mientras se anunciaba el discurso de J. F. Rutherford “Gobierno y paz,” los siervos de Jehová se enteraron de que grupos de la Acción Católica tenían planes de evitar que se celebrara la reunión pública el 25 de junio. Por eso, el pueblo de Dios estuvo listo para las dificultades. Blosco Muscariello nos dice: “Como Nehemías al construir la muralla de Jerusalén y suplir a sus hombres con instrumentos de construcción e instrumentos de pelea (Neh. 4:15-22), nosotros estábamos armados así. . . . Algunos de nosotros los jóvenes recibimos instrucciones especiales como acomodadores. A cada uno se nos suplió un bastón fuerte para usarlo si surgía alguna interferencia durante el discurso principal.” Pero R. D. Cantwell añade: “Se nos dio la instrucción de no usarlo a menos que fuera asunto de que se nos acorralara en una defensa final.” C. H. Lyon nos dice: “Los acomodadores hicieron bien su trabajo. Dos de los más inquietos coughlinistas fueron golpeados en la cabeza con un bastón, y todos ellos fueron echados sin ceremonia rampa abajo y fuera del auditorio. Tres Testigos que servían de acomodadores fueron arrestados y acusados de “ataque alevoso.” […] El tribunal no solo declaró libres de culpa a los tres acomodadores. También decidió que los Testigos acomodadores habían obrado dentro de su derecho.

*** yb75 pág. 182 Estados Unidos de América (Parte 2) ***
Uno de los coughlinistas recibió alguna publicidad en un diario sensacionalista la mañana siguiente, pues imprimieron una fotografía de él con la cabeza vendada, como si tuviera un turbante.

(Martirizado por los mártires. La cabeza de Dennis Ryan fue golpeada fuertemente por los bastones de los testigos en una revuelta durante su asamblea anti-católica)

Debo reconocer que me impactó un poco la forma tan abierta -y tan a-típica de la organización- para hablar y reconocer este suceso. Los acomodadores fueron claramente instruídos y provistos de armas -fuertes bastones- para poder manejar por la fuerza cualquier situación en contra del ‘discurso principal’. Pero, ¿quién pronunciaría tal discurso? Nada menos que el mismo Joseph F. Rutherford.

La violencia no se hizo esperar y desde luego, los acomodadores fuertemente armados y muy obedientes a las teocráticas directrices, “golpearon en la cabeza” a más de algún manifestante. Arrestaron a 3 acomodadores por usar la violencia y luego salieron libres porque estaban actuando según su derecho; y todos felices. ¡Que gran victoria para el nombre de Jehová!

¿Qué hubiera pasado si Jesús hubiera sido quien estuviera pronunciando tal discurso? O mas bien, veamos que ocurrió, según la misma Biblia:

(Lucas 4:28-30) Entonces todos los que oyeron estas cosas en la sinagoga se llenaron de cólera; y se levantaron y lo sacaron apresuradamente de la ciudad, y lo llevaron hasta la cumbre de la montaña sobre la cual había sido edificada la ciudad de ellos, para despeñarlo. Mas él pasó por en medio de ellos y siguió su camino.

Jesús, en su gran discurso sobre la poca aceptación que un profeta tiene en su propia tierra, ganó la ira de sus oponentes religiosos -los fariseos- quienes lo agarraron y llevaron arriba de una loma para despeñarlo. ¿Usó Jesús alguna arma para defenderse? ¿Recurrió a la violencia de alguna forma? “Podemos responder con plena seguridad y completamente basados en la Biblia que”… NO LO HIZO.

Veamos otro ejemplo más gráfico aún:

(Mateo 26:49-53) “. . .Y yendo directamente a Jesús, dijo: “¡Buenos días, Rabí!”, y lo besó muy tiernamente. Pero Jesús le dijo: “Amigo, ¿con qué propósito estás presente?”. Entonces se adelantaron y echaron mano a Jesús y lo detuvieron. Pero, ¡mire!, uno de los que estaban con Jesús, extendiendo la mano, sacó su espada, e hiriendo al esclavo del sumo sacerdote, le quitó la oreja. Entonces Jesús le dijo: “Vuelve tu espada a su lugar, porque todos los que toman la espada perecerán por la espada. ¿O crees que no puedo apelar a mi Padre para que me suministre en este momento más de doce legiones de ángeles?”

¿No podía Jesús defenderse? ¿No podían sus seguidores tomar sus espadas para defenderlo lealmente? Claro que podían hacerlo, pero… ¿debían hacerlo? “Podemos responder con plena seguridad y completamente basados en la Biblia que”… NO DEBIAN HACERLO.

Aún así, puedo pensar que Jesús hubiera aplicado con todo derecho la cita de Nehemías cap. 4, que la sociedad sí usó para justificar la repartición y violento uso de fuertes bastones; pero Jesús no lo hizo; ¡No!, JAMAS lo hizo.

Veamos como la misma sociedad explica la actitud de Jesús:

*** w90 1/7 págs. 24-25 párr. 5 Se resuelve para siempre la cuestión universal ***
Jesucristo, cuando estuvo en la Tierra, nunca recurrió a armas mortíferas para defenderse. La noche en que fue traicionado en el jardín de Getsemaní, su discípulo devoto Simón Pedro sacó una espada y le cortó una oreja al siervo del sumo sacerdote judío. Pero Jesús le devolvió milagrosamente la oreja a su sitio y dijo: “Todos los que toman la espada perecerán por la espada. ¿O crees que no puedo apelar a mi Padre para que me suministre en este momento más de doce legiones de ángeles? […] Al considerar todo esto, los verdaderos imitadores del abnegado Hijo de Dios mantienen su neutralidad, tanto directa como indirectamente, en lo relacionado con el guerrear mundano. (Juan 17:16; 18:36.)

“Los verdaderos imitadores de Cristo nunca recurrirían a armas para defenderse”. Me pregunto… ¿Fueron los organizadores de tal asamblea, fue Rutherford mismo un verdadero imitador de Cristo en cuanto a esto?

“¡Es que eran tiempos difíciles y era necesaria una medida de protección!” dirá algún testigo leal a la organización. Pero, si alguien imita a Cristo… ¿No esta dispuesto a ser capturado y muerto como a él le ocurrió? Y pensar que cuando ví estas fotos por primera vez, creí que era moda usar bastón para ese tiempo o quizás un grupo de hermanos minusválidos estaban siendo fotografiados; ¡Que blanca inocencia la mía!

Sigamos viendo qué más nos enseña la misma organización sobre el portar armas para protección:

*** w83 1/11 pág. 24 párr. 10 “Busque la paz y vaya en pos de ella” ***
Pero ¿no habría ocasiones en que los testigos de Jehová tal vez llevarían ventaja al portar armas para la defensa propia, como al viajar por territorio peligroso donde hubiera insurrecciones? La respuesta es un enfático NO. (Compare con Esdras 8:21-23, 31; 2 Corintios 11:23-27.)

*** w83 1/11 pág. 24 párr. 11 “Busque la paz y vaya en pos de ella” ***
Las Escrituras, corroboradas por la experiencia de los testigos de Jehová del día moderno, muestran claramente que no es aconsejable que los cristianos lleven, o tengan en su hogar o en otro sitio, un arma de fuego u otra arma mortífera para usarla contra agresores o intrusos (Isaías 2:4; 1 Pedro 3:11). El que se prepara para la violencia, invita la violencia. Más bien, el cristiano debe confiar principalmente en su Dios, Jehová. (Salmo 18:48; 140:1, 4; Proverbios 3:5-7.)

*** w91 1/5 pág. 6 Cómo hacer frente al crimen en un mundo caótico ***
¿Qué hay de portar un arma para defensa propia? Ciertamente no sería prudente que un cristiano portara armas.

¿Quién es el apóstata? ¿Quién es el que tergiversa la Palabra de Dios para promover la violencia y luego la vuelve a tergiversar para aparentar “santidad”, demostrándose un vil hipócrita? ¿Quiénes son los que a pesar de todas estas pruebas de fraude religioso, siguen poniendo su confianza en los hombres del cuerpo gobernante como líderes, despreciando al “Príncipe de Paz”? ¿Quienes son los que aborrecen la Palabra de Dios reemplazándola con 130 años de publicaciones llenas de mentiras, contradicciones, falacias y doctrinas antibíblicas y ridículas?

Joseph F. Rutherford y su "armados buscadores de la paz"

Las fotos que muestro a continuación, las he tenido ya hace bastante tiempo y siempre he querido compartirlas con mis lectores. Pero simplemente mostrarlas así como así, no tiene sentido para mí.

Estas corresponden a una asamblea en Detroit, Michigan, USA, en el 1939, a pesar que las fotos fueron publicadas en 1940. Hasta tal momento, Rutherford ya tenía amplia fama de agitador de masas y de incitador al odio por sus agudos comentarios públicos contra los gobiernos y las demás religiones; principalmente la católica. A decir verdad, nada muy distinto con lo que muestran las publicaciones de la watch tower de hoy en día.

(Cita: El “juez” Rutherford, al centro, con sus guardaespaldas. Un grandioso mensajero que heredó el imperio espiritual (y material) del “pastor” Charles Taze Russell)(Nathan H. Knorr es quien camina a su derecha)

(Cita: “Bastones gentilmente manejados” bloquean las oficinas de los demasiados curiosos en la asamblea de Detroit. Pero en caso de ser necesario, los bastones podrían ser “no tan gentiles”.)

Vamos un poco al “profundo alimento espiritual -como las cosas de Dios- para las personas maduras que ya no se alimentan de leche” y así visualizaremos mejor el sentido de estas fotos y qué realmente pasó durante las oscuras décadas de los testigos de Jehová con Rutherford a la cabeza.

La única publicación que da acuse del suceso mostrado en las fotos, es el anuario del 1975:

*** yb75 Págs. 181-182 Estados Unidos de América (Parte 2) ***
Mientras se anunciaba el discurso de J. F. Rutherford “Gobierno y paz,” los siervos de Jehová se enteraron de que grupos de la Acción Católica tenían planes de evitar que se celebrara la reunión pública el 25 de junio. Por eso, el pueblo de Dios estuvo listo para las dificultades. Blosco Muscariello nos dice: “Como Nehemías al construir la muralla de Jerusalén y suplir a sus hombres con instrumentos de construcción e instrumentos de pelea (Neh. 4:15-22), nosotros estábamos armados así. . . . Algunos de nosotros los jóvenes recibimos instrucciones especiales como acomodadores. A cada uno se nos suplió un bastón fuerte para usarlo si surgía alguna interferencia durante el discurso principal.” Pero R. D. Cantwell añade: “Se nos dio la instrucción de no usarlo a menos que fuera asunto de que se nos acorralara en una defensa final.” C. H. Lyon nos dice: “Los acomodadores hicieron bien su trabajo. Dos de los más inquietos coughlinistas fueron golpeados en la cabeza con un bastón, y todos ellos fueron echados sin ceremonia rampa abajo y fuera del auditorio. Tres Testigos que servían de acomodadores fueron arrestados y acusados de “ataque alevoso.” […] El tribunal no solo declaró libres de culpa a los tres acomodadores. También decidió que los Testigos acomodadores habían obrado dentro de su derecho.

*** yb75 pág. 182 Estados Unidos de América (Parte 2) ***
Uno de los coughlinistas recibió alguna publicidad en un diario sensacionalista la mañana siguiente, pues imprimieron una fotografía de él con la cabeza vendada, como si tuviera un turbante.

(Martirizado por los mártires. La cabeza de Dennis Ryan fue golpeada fuertemente por los bastones de los testigos en una revuelta durante su asamblea anti-católica)

Debo reconocer que me impactó un poco la forma tan abierta -y tan a-típica de la organización- para hablar y reconocer este suceso. Los acomodadores fueron claramente instruídos y provistos de armas -fuertes bastones- para poder manejar por la fuerza cualquier situación en contra del ‘discurso principal’. Pero, ¿quién pronunciaría tal discurso? Nada menos que el mismo Joseph F. Rutherford.

La violencia no se hizo esperar y desde luego, los acomodadores fuertemente armados y muy obedientes a las teocráticas directrices, “golpearon en la cabeza” a más de algún manifestante. Arrestaron a 3 acomodadores por usar la violencia y luego salieron libres porque estaban actuando según su derecho; y todos felices. ¡Que gran victoria para el nombre de Jehová!

¿Qué hubiera pasado si Jesús hubiera sido quien estuviera pronunciando tal discurso? O mas bien, veamos que ocurrió, según la misma Biblia:

(Lucas 4:28-30) Entonces todos los que oyeron estas cosas en la sinagoga se llenaron de cólera; y se levantaron y lo sacaron apresuradamente de la ciudad, y lo llevaron hasta la cumbre de la montaña sobre la cual había sido edificada la ciudad de ellos, para despeñarlo. Mas él pasó por en medio de ellos y siguió su camino.

Jesús, en su gran discurso sobre la poca aceptación que un profeta tiene en su propia tierra, ganó la ira de sus oponentes religiosos -los fariseos- quienes lo agarraron y llevaron arriba de una loma para despeñarlo. ¿Usó Jesús alguna arma para defenderse? ¿Recurrió a la violencia de alguna forma? “Podemos responder con plena seguridad y completamente basados en la Biblia que”… NO LO HIZO.

Veamos otro ejemplo más gráfico aún:

(Mateo 26:49-53) “. . .Y yendo directamente a Jesús, dijo: “¡Buenos días, Rabí!”, y lo besó muy tiernamente. Pero Jesús le dijo: “Amigo, ¿con qué propósito estás presente?”. Entonces se adelantaron y echaron mano a Jesús y lo detuvieron. Pero, ¡mire!, uno de los que estaban con Jesús, extendiendo la mano, sacó su espada, e hiriendo al esclavo del sumo sacerdote, le quitó la oreja. Entonces Jesús le dijo: “Vuelve tu espada a su lugar, porque todos los que toman la espada perecerán por la espada. ¿O crees que no puedo apelar a mi Padre para que me suministre en este momento más de doce legiones de ángeles?”

¿No podía Jesús defenderse? ¿No podían sus seguidores tomar sus espadas para defenderlo lealmente? Claro que podían hacerlo, pero… ¿debían hacerlo? “Podemos responder con plena seguridad y completamente basados en la Biblia que”… NO DEBIAN HACERLO.

Aún así, puedo pensar que Jesús hubiera aplicado con todo derecho la cita de Nehemías cap. 4, que la sociedad sí usó para justificar la repartición y violento uso de fuertes bastones; pero Jesús no lo hizo; ¡No!, JAMAS lo hizo.

Veamos como la misma sociedad explica la actitud de Jesús:

*** w90 1/7 págs. 24-25 párr. 5 Se resuelve para siempre la cuestión universal ***
Jesucristo, cuando estuvo en la Tierra, nunca recurrió a armas mortíferas para defenderse. La noche en que fue traicionado en el jardín de Getsemaní, su discípulo devoto Simón Pedro sacó una espada y le cortó una oreja al siervo del sumo sacerdote judío. Pero Jesús le devolvió milagrosamente la oreja a su sitio y dijo: “Todos los que toman la espada perecerán por la espada. ¿O crees que no puedo apelar a mi Padre para que me suministre en este momento más de doce legiones de ángeles? […] Al considerar todo esto, los verdaderos imitadores del abnegado Hijo de Dios mantienen su neutralidad, tanto directa como indirectamente, en lo relacionado con el guerrear mundano. (Juan 17:16; 18:36.)

“Los verdaderos imitadores de Cristo nunca recurrirían a armas para defenderse”. Me pregunto… ¿Fueron los organizadores de tal asamblea, fue Rutherford mismo un verdadero imitador de Cristo en cuanto a esto?

“¡Es que eran tiempos difíciles y era necesaria una medida de protección!” dirá algún testigo leal a la organización. Pero, si alguien imita a Cristo… ¿No esta dispuesto a ser capturado y muerto como a él le ocurrió? Y pensar que cuando ví estas fotos por primera vez, creí que era moda usar bastón para ese tiempo o quizás un grupo de hermanos minusválidos estaban siendo fotografiados; ¡Que blanca inocencia la mía!

Sigamos viendo qué más nos enseña la misma organización sobre el portar armas para protección:

*** w83 1/11 pág. 24 párr. 10 “Busque la paz y vaya en pos de ella” ***
Pero ¿no habría ocasiones en que los testigos de Jehová tal vez llevarían ventaja al portar armas para la defensa propia, como al viajar por territorio peligroso donde hubiera insurrecciones? La respuesta es un enfático NO. (Compare con Esdras 8:21-23, 31; 2 Corintios 11:23-27.)

*** w83 1/11 pág. 24 párr. 11 “Busque la paz y vaya en pos de ella” ***
Las Escrituras, corroboradas por la experiencia de los testigos de Jehová del día moderno, muestran claramente que no es aconsejable que los cristianos lleven, o tengan en su hogar o en otro sitio, un arma de fuego u otra arma mortífera para usarla contra agresores o intrusos (Isaías 2:4; 1 Pedro 3:11). El que se prepara para la violencia, invita la violencia. Más bien, el cristiano debe confiar principalmente en su Dios, Jehová. (Salmo 18:48; 140:1, 4; Proverbios 3:5-7.)

*** w91 1/5 pág. 6 Cómo hacer frente al crimen en un mundo caótico ***
¿Qué hay de portar un arma para defensa propia? Ciertamente no sería prudente que un cristiano portara armas.

¿Quién es el apóstata? ¿Quién es el que tergiversa la Palabra de Dios para promover la violencia y luego la vuelve a tergiversar para aparentar “santidad”, demostrándose un vil hipócrita? ¿Quiénes son los que a pesar de todas estas pruebas de fraude religioso, siguen poniendo su confianza en los hombres del cuerpo gobernante como líderes, despreciando al “Príncipe de Paz”? ¿Quienes son los que aborrecen la Palabra de Dios reemplazándola con 130 años de publicaciones llenas de mentiras, contradicciones, falacias y doctrinas antibíblicas y ridículas?